• Homo consciens

Cómo iniciar y mantener un hábito de no usar ropa nueva


Armarios cápsula

Fuente: The Independent - Por Hailey Spencer

5 Consejos para cambiar nuestros hábitos con respecto a la moda y disminuir nuestro impacto ambiental


1. Eliminar la tentación

Hannah Rochell, una escritora que comparte contenido en @enbrogue dejó de comprar por un año y aconseja un enfoque "ojos que no ven, corazón que no siente. "Cambié la ruta que caminaba para evitar las tiendas, me desinscribí de los boletines y correos electrónicos, y borré las marcas de mi feed de Instagram", explica.


2. Haga un balance de lo que ya tiene

"Empecé mi prohibición de compras con una clasificación de vestuario - fue muy útil para saber exactamente con qué tenía que trabajar", dice Rochell. "Aprendí formas creativas de rediseñar lo que ya tenía en mi armario y me reentrené para amar lo que tengo y dejar de lado esa sensación un tanto adictiva de comprar algo nuevo..."


3. Intercambiar compras por compartir

"Compartir y alquilar lo que ya tienes es una forma muy eficiente de disfrutar de lo "nuevo" sin tener que comprar", sugiere Eshita Kabra-Davies, la fundadora de la aplicación de alquiler de moda By Rotation. "¡Es como si el vestido tuviera vida propia! Mejor aún, terminas forjando amistades con compañeros de estilo en la aplicación By Rotation."


4. Recuerde el impacto de la moda rápida

Educarse en la industria de la ropa es una parte importante para alterar sus hábitos de compra para siempre. "Leer sobre la industria de la confección te quitará las ganas y el impulso la próxima vez que quieras comprar", dice la escritora y estilista Aja Barber. "Hay un humano que hace tu ropa y donde eliges gastar tu dinero altera el curso de la vida de este humano. Tenemos que ir más despacio porque este ciclo está dañando el planeta entero."


La industria de la moda es la segunda más contaminante del mundo: Los datos de la UNCTAD indican que el rubro del vestido utiliza cada año 93.000 millones de metros cúbicos de agua, un volumen suficiente para satisfacer las necesidades de cinco millones de personas, y que también cada año se tiran al mar medio millón de toneladas de microfibra, lo que equivale a 3 millones de barriles de petróleo.

Además, la industria de la moda produce más emisiones de carbono que todos los vuelos y envíos marítimos internacionales juntos, con las consecuencias que ello tiene en el cambio climático y el calentamiento global.


5. Encontrar una comunidad

"Sigue las cuentas de Instagram que se centran en los "armarios cápsulas" ya que a menudo dan consejos de estilo muy prácticos para sacar más provecho de tu ropa", sugiere Rochell. Influenciadores como The red velvet lab (en español) Brittany Bathgate y Sylvie Mus son un gran lugar para comenzar a inspirarse en el guardarropa minimalista, mientras que Emma Slade Edmundson, fundadora de Charity Fashion Love, da grandes consejos sobre la compra de ropa de segunda mano.


#fastfashion #modarapida #consumismo #minimalismo #ropa #vintage

Encontranos en las redes sociales de Climaterra

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram

©2019 by crisis climática y ecológica. Proudly created with Wix.com