• Homo consciens

Rápido derretimiento del glaciar antártico Thwaites




Fuente: The Independent - Por Harry Cockburn - Julio 2020

El glaciar Thwaites está perdiendo hielo a un ritmo acelerado, amenazando con un aumento catastrófico del nivel del mar



Muchos científicos del clima consideran que el glaciar Thwaites, en la Antártida occidental, es uno de los glaciares más vulnerables y más importantes del mundo en lo que respecta al futuro aumento del nivel del mar a nivel mundial.


Su colapso elevaría el nivel del mar mundial en más de medio metro por sí solo, y posteriormente liberaría otras grandes masas de hielo en la Antártida occidental, que en conjunto podrían elevar el nivel del mar en 2-3 metros. Las ramificaciones para muchos países, incluida la mayoría de las ciudades costeras del mundo, serían catastróficas.


Por esta razón, Thwaites es conocido como el "glaciar del día del juicio final" de la Antártida.


A principios de este año un equipo de científicos observó, por primera vez, la presencia de agua caliente en un punto vital debajo del glaciar, lo que ayuda a explicar la razón de la magnitud de su disminución.


El glaciar Thwaites tiene 74.000 millas cuadradas, aproximadamente el tamaño del Reino Unido. El derretimiento del hielo que drena desde el Thwaites hacia el Mar de Amundsen ya representa el 4% del aumento del nivel del mar mundial, pero los científicos están preocupados de que su existencia cuelgue de un hilo a medida que el mundo se calienta.


"La gran pregunta es cuán rápido se vuelve inestable. Parece estar tambaleándose en el borde", dijo Paul Cutler, director del programa de glaciología antártica de la Fundación Nacional de Ciencia de Estados Unidos al Financial Times esta semana.


"Es una piedra angular para los otros glaciares que lo rodean en la Antártida Occidental", dijo. "Si lo quitas, otros hielos comenzarán potencialmente a drenar hacia el océano también."


Rob Larter, investigador principal del Reino Unido para el Proyecto del Glaciar Thwaites en el Estudio Británico de la Antártida, añadió: "Es el lugar más vulnerable de la Antártida".


La Antártida cuenta con grandes cantidades de hielo - alrededor del 90% de todo el hielo del mundo - y a diferencia del Ártico, la mayor parte del hielo está fuera del agua y en la tierra. El grosor medio del hielo es de 1,6 millas de profundidad. En su punto más grueso, la capa de hielo tiene casi 5 kilómetros de profundidad.


El nivel actual del mar está alrededor de 20cm (casi 8 pulgadas) por encima de los niveles preindustriales y se le culpa del aumento de las inundaciones costeras.


Durante unos 2.000 años, hasta finales del siglo XIX, el nivel del mar mundial permaneció casi estático con pequeñas fluctuaciones.


La quema de combustibles fósiles se aceleró durante la Revolución Industrial a mediados del siglo XVIII, aumentando los niveles de dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera. El gas de efecto invernadero absorbe el calor del sol y lo atrapa, calentando la atmósfera y el planeta.


El rápido calentamiento del planeta hace que el nivel del mar suba en dos frentes. Las temperaturas más cálidas derriten las capas de hielo y los glaciares, lo que hace que la escorrentía fluya hacia los océanos. El océano también absorbe el exceso de calor de las emisiones de gases de efecto invernadero y el agua caliente se expande, ocupando más espacio que el agua fría.


La tasa anual de aumento del nivel del mar se ha duplicado aproximadamente desde 1990.


Anteriormente, los científicos habían encontrado difícil estudiar el alcance de la inestabilidad de la capa de hielo de la Antártida, pero la mejora de las tecnologías está permitiendo una mayor comprensión de los cambios en el hielo del continente y sus alrededores.


El robot cilíndrico fue bajado por un agujero de 600 metros de profundidad y sólo 35 cm de diámetro para medir las aguas que se mueven por debajo de la superficie del glaciar.


Midió las temperaturas y también la turbulencia del agua, un medio para probar la mezcla del agua dulce de deshielo del glaciar y el agua salada del océano. La turbulencia permite a los científicos comprender la velocidad de derretimiento y, por lo tanto, la estabilidad general del glaciar.


La última advertencia sobre el derretimiento de los glaciares de la Antártida se produce en medio de una ola de calor récord al otro lado del planeta, en el Ártico.


Tanto la Antártida como el Ártico se están calentando más rápidamente que el resto del mundo, pero en el Ártico las temperaturas han alcanzado niveles récord, con un alarmante máximo histórico de 38ºC registrado en Siberia en junio.


Las altas temperaturas han alimentado cientos de incendios forestales y las autoridades rusas han declarado situaciones de emergencia en siete regiones.


#crisisclimatica #antartida #GlaciarThwaites #niveldelmar #derretimiento #calentamientoglobal

Encontranos en las redes sociales de Climaterra

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram

©2019 by crisis climática y ecológica. Proudly created with Wix.com