• Homo consciens

Tu trabajo no importa



Fuente: Vice - Por Eric Allen Been - Junio 2018

Según David Graeber, deberíamos estar emocionados de que los robots nos quiten nuestros trabajos de mierda y cómo un ingreso básico garantizado podría resolver todo este asunto.



En 1930, el economista británico John Maynard Keynes predijo que para finales del siglo XX, los países del primer mundo como los Estados Unidos tendrían, o deberían tener, semanas de trabajo de 15 horas. ¿Por qué? En gran parte porque la tecnología podría quitarnos de las manos las tareas sin sentido. Por supuesto, eso nunca ocurrió. En su lugar, innumerables personas en todo el mundo están atascadas trabajando largas jornadas como abogados corporativos, oficinistas, consultores, telemarketers y más.


Pero aunque muchos de nosotros pensemos que nuestros trabajos apestan, algunas cosas que hacemos no tienen sentido, según el escritor anarquista David Graeber. En su nuevo libro, Bullshit Jobs: A Theory, (Trabajos de Mierda: una teoría) el autor argumenta que los humanos a menudo se quedan atascados pasando sus vidas haciendo trabajos sin sentido. Graeber, nacido en Estados Unidos, cuyos libros anteriores incluyen Debt: The First 5,000 Years y The Utopia of Rules, enseña en la Escuela de Economía de Londres. Es profesor de antropología y fue una de las voces más conocidas del movimiento Ocupar Wall Street (se le atribuye el haber acuñado la frase "Somos el 99 por ciento").


VICE se puso recientemente en contacto con Graeber para hablar de lo que define un "trabajo de mierda", por qué las personas que trabajan en trabajos de valor social suelen cobrar menos, y cómo un ingreso básico garantizado podría resolver todo este asunto.


VICE: Entonces, ¿qué son los trabajos de porquería, y por qué existen en primer lugar?

David Graeber: Básicamente, un trabajo de porquería es aquel en el que la persona que lo hace, secretamente piensa que, o bien no tiene sentido o no produce nada. Y, además, si ese trabajo desapareciera, el mundo podría ser un lugar un poco mejor. Pero el trabajador no puede admitir eso. De ahí el elemento de "porquería". Así que es esencialmente pretendés que lo que estás haciendo vale la pena, pero no es así.


Muchas cosas se unieron para crear esta extraña y jodida situación. Una de ellas es la filosofía general de que el trabajo, no importa lo que sea, siempre es bueno. La única cosa en la que la izquierda y la derecha política a menudo están de acuerdo es que más trabajos son siempre una solución a cualquier problema. No dicen generar "buenos" trabajos con los que realmente se hace algo. Así que si eres un conservador del lado de la oferta, dicirás que tenemos que dar recortes de impuestos a los creadores de empleo, no hablarás de qué tipo de trabajos esperas crear. Y luego está la persona de izquierda hablando de cómo necesitamos más trabajos para apoyar a las familias trabajadoras. ¿Pero qué pasa con las familias que sólo trabajan moderadamente duro? ¿Por qué no ayudarlas también?


Pero los trabajos de porquería proporcionan ingresos para que la gente sobreviva. ¿Por qué es eso algo tan malo al final?

Entonces, la pregunta es, si la sociedad tiene los medios para mantener a toda la gente, lo cual es así, ¿por qué insistimos en que los trabajadores se sienten allí llenando un agujero y luego volviéndolo a cavar todo el día? No tiene mucho sentido, ¿verdad? En términos sociales, parece un sadismo arbitrario.


En términos individuales, puede parecer un buen trato. Pero, en realidad, estas personas, en estos trabajos, son miserables. Uno pensaría, "Aquí estoy recibiendo algo por nada", ¿verdad? Bueno, estos tipos que son pagados bien, a menudo con salarios de nivel ejecutivo, ciertamente salarios de nivel de clase media con beneficios, a menudo básicamente se sientan todo el día a jugar un juego de computadora o a actualizar su perfil de Facebook. O tal vez contestar el teléfono dos veces al día. Deberían estar felices como almejas, ¿verdad? Pero no lo son.


La gente regularmente reporta que están deprimidos por hacer estos trabajos. Y gritan y se intimidan entre ellos y se asustan con los plazos porque son muy raros. Y, sin embargo, si pudieran ver un propósito común en el lugar de trabajo, mucho de eso se desvanecería. Las enfermedades psicosomáticas que la gente tenía, desaparecen en el momento en que se les asigna una tarea real, o renuncian y consiguen un trabajo real.


Escribes que la sociedad presiona a los estudiantes universitarios para que busquen experiencias de trabajo arbitrarias, y el propósito de eso es enseñarles a fingir que trabajan.

Es interesante. El trabajo real es cuando el trabajador logra algo. Así que si eres un estudiante, escribes trabajos. Preparas proyectos. Si eres un estudiante de ciencias, haces cosas de laboratorio. Haces exámenes. Te motiva el resultado, y depende de ti organizar tu trabajo de la manera más efectiva para obtener un resultado.


Y, sin embargo, estos trabajos que hacen que los estudiantes hagan, en realidad suelen implicar no hacer nada. Se sientan y fingen estar ocupados, fingen tener cuidado cuando trabajan como cajeros en el sindicato de estudiantes, o para abastecer las estanterías cuando no hay nada que hacer. A menudo, son trabajos administrativos donde sólo se sientan y reorganizan los papeles todo el día. Así que, de hecho, estás enseñando a la gente a no quejarse y a entender que una vez que sales de la universidad, ya no te juzgan por los resultados sino por tu habilidad para seguir órdenes, básicamente.


¿Qué hay de algunos trabajos de tecnología y medios de comunicación? ¿Veis el mismo patrón de "trabajos de porquería"?

Claro. Solicité cosas en Twitter, y pedí a la gente que me enviaran reportes de sus trabajos más inútiles, y obtuve cientos de respuestas. Había un tipo, por ejemplo, que diseñaba banners en páginas web. Dijo que en realidad tenían datos que decían que nadie hace clic en esas cosas. Así que tuvieron que arreglar los números para hacer parecer a sus clientes que se hacían impresiones, para dar a la gente la idea de que no era inútil.


En los medios de comunicación, aquí hay un ejemplo interesante: revistas y periódicos internos para grandes corporaciones. Hay gente involucrada en la producción de este material que básicamente existe para hacer que los ejecutivos se sientan bien consigo mismos, y nadie más mira este material.


La automatización se ve a menudo como algo negativo para la sociedad, pero usted no está de acuerdo, ¿verdad?

Así es. Simplemente no lo entiendo. ¿Por qué no querríamos eliminar los trabajos desagradables? En 1900 o incluso en 1950 o lo que sea, cuando la gente imaginaba el futuro, pensaban, Oh, la gente sólo trabajará 15 horas a la semana. Será genial porque tendremos robots haciendo las cosas por nosotros. Ahora, le hemos dado la vuelta y hemos dicho, "Oh no. Los robots vienen por nuestros trabajos". En parte, esto se debe a que ya no podemos imaginar lo que haríamos con nosotros mismos si tuviéramos una cantidad razonable de tiempo de ocio.


En primer lugar, como antropólogo, sé perfectamente bien que el tiempo de ocio abundante no va a causar que te sientas deprimido. A la gente se le ocurren cosas que hacer. Simplemente no sabemos cuáles serían esas cosas, porque no tenemos mucho tiempo libre para resolverlas.


Y, quiero decir, ¿por qué la gente actúa como si la perspectiva de eliminar el trabajo innecesario fuera un problema? Uno pensaría que un sistema eficiente sería uno que dijera: "Bien, tenemos menos demanda de mano de obra. Tenemos más cosas. Vamos a redistribuir la mano de obra necesaria de una manera equitativa, y vamos a averiguar cómo hacer llegar las cosas a la gente." ¿Por qué debería ser tan difícil? Si la gente asume que es completamente imposible, me parece que no tenemos un sistema eficiente.


Una de las cosas más interesantes del libro fue tu comentario sobre cómo los trabajos que proporcionan valor social típicamente pagan menos que los trabajos de porquería.

Para mí, personalmente, fue una de las grandes sorpresas cuando estaba investigando. Empecé a buscar si algún economista había investigado esto y tratado de explicar el fenómeno. Y, de hecho, ha habido algunos economistas. Algunos eran economistas de izquierda, pero otros no. Algunos eran economistas de la corriente principal.


Sin embargo, todos llegan a la misma conclusión: En general, hay una tendencia general de que cuanto más beneficio social proporciona un trabajo, menos se tiende a obtener en compensación. Y, también, la dignidad, el respeto y los beneficios. Eso es algo sorprendente. Y hay algunas excepciones. En realidad, las excepciones no son tan excepcionales como se podría pensar. Los médicos, por supuesto, son una de las grandes. Es definitivamente cierto que a los médicos se les paga bastante bien y proporcionan beneficios sociales.


De todos modos, hay un argumento que dice, "Bueno, no querrías que la gente que sólo está interesada en el dinero enseñara a nuestros hijos. No deberíamos pagar demasiado a los maestros. Entonces tendríamos gente codiciosa como maestros, y deberíamos querer gente abnegada". Pero también está la idea de que si sabes que tu trabajo proporciona beneficios a otros, eso debería ser suficiente. Como, "¿Qué? ¿También quieres dinero?" Así que la gente se queja de cualquiera que haya elegido un trabajo abnegado, altruista o incluso útil.


Estás menos a favor de la idea de una garantía de empleo, que Bernie Sanders y otros han apoyado, y prefieres ver un ingreso básico garantizado.

Eso es correcto. Soy alguien que no quiere crear más burocracia y más trabajos de porquería. Hay un debate entre un ingreso por empleo, y que Sanders está respaldando ahora en América. Es la idea de que los gobiernos deben asegurar que todo el mundo tenga acceso al menos a algún tipo de trabajo. Pero la idea detrás de los ingresos universales es que sólo se le da a la gente el suficiente dinero para vivir. Después de eso, depende de ti cuánto más quieras.


Y, de nuevo, personalmente creo que la garantía de empleo sólo crearía más trabajos de porquería. Históricamente, eso es lo que siempre sucede. ¿Y por qué querríamos que el gobierno decidiera lo que podemos hacer? La libertad significa nuestra capacidad de decidir por nosotros mismos lo que queremos hacer con nosotros mismos y cómo queremos contribuir a la sociedad. Parece como si nos hubiéramos condicionado a pensar que aunque hablamos de la libertad como nuestro valor más alto, en realidad no la queremos. Y el ingreso básico ayudaría a proporcionar exactamente eso. ¿No sería genial decir, "Vale, no tienes que preocuparte por la supervivencia. Ahora vete y decide qué quieres hacer contigo mismo"?


#trabajo #capitalismo #decrecimiento #trabajosdemierda #cambioclimatico

Encontranos en las redes sociales de Climaterra

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram

©2019 by crisis climática y ecológica. Proudly created with Wix.com