©2019 by crisis climática y ecológica. Proudly created with Wix.com

  • Homo consciens

Disminuye entre un 40 y 67% la población de insectos en Alemania ¡en 10 años!


La foto muestra cómo sería un supermercado si no existieran las abejas. El 60% de los artículos desaparecería. En Alemania la disminución de la masa total de insectos es de entre el 40 y el 67%.



Fuente: Deutsche Welle, octubre 2019


En octubre de 2017, un estudio a largo plazo de la Sociedad Entomológica Krefeld cayó como una bomba: En el plazo de treinta años, decía que el número de insectos voladores en Alemania había disminuido un 67%.


Ahora, un equipo de investigación dirigido por Sebastian Seibold y Wolfgang Weisser, que enseña ecología terrestre en la Universidad Técnica de Munich, está confirmando la disminución reportada. Los biólogos publicaron sus resultados el 30 de octubre en la revista Nature.


"Los estudios anteriores se han centrado exclusivamente en la biomasa, es decir, en el peso total de todos los insectos, o en especies individuales o grupos de especies", dijo Seibold, jefe del grupo de investigación, destacando la naturaleza especial de su nuevo trabajo de investigación. Su grupo combinó ambos enfoques: la cantidad total y por especie de insectos.



Bosques y praderas


Entre 2008 y 2017, los científicos contaron insectos voladores y otros artrópodos como arañas y cienpiés en tres regiones del país. El estudio examinó 290 sitios con bosques y pastizales en el Alb de Suabia en el sur de Alemania, en Hainich -una cresta boscosa en Turingia- y en Schorfheide en el estado septentrional de Brandenburgo.


Los científicos examinaron 150 sitios en pastizales dos veces al año. Recogían los animales de la pradera con redes. De los 140 sitios forestales, 30 fueron examinados cada año, y las ubicaciones restantes fueron investigadas tres veces en el transcurso de una década. Los biólogos atraparon a los insectos con trampas.


En total, los científicos analizaron datos de más de un millón de insectos y otros artrópodos pertenecientes a más de 2700 especies. También tuvieron en cuenta las fluctuaciones meteorológicas para excluir en la medida de lo posible los errores de medición.


Disminución de hasta dos tercios en diez años


Tanto en las praderas como en los bosques, el número de especies disminuyó en aproximadamente un tercio durante el periodo de estudio. Su masa total también disminuyó, especialmente en los pastizales, en un 67 por ciento. En los bosques se redujo en un 40 por ciento. Según los investigadores, la disminución está supuestamente relacionada con la agricultura. "No esperábamos que tal declive se observara en tan sólo una década", dijo Weisser. "Esto es aterrador, pero encaja en la imagen que cada vez más estudios están dibujando.


En un comentario sobre el estudio, el profesor de biología William Kunin de la Universidad de Leeds llegó a la conclusión de que el veredicto es claro y que, al menos en Alemania, la contracción de los insectos es real y tan grave como sugieren estudios anteriores. El estudio ofrece la evidencia más sólida de mortalidad de insectos disponible hasta la fecha, apuntó.




En celeste: Agricultura intensiva con pesticidas y fertilizantes. EN azul oscuro, factores biológicos, introducción de especies y patógenos, EN azul claro, urbanización. EN naranja, desforestación. EN verde, humedales y alteración de ríos. EN amarillo, otros. EN rojo, calentamiento global

Tiene que ver con la agricultura.


Los investigadores pudieron establecer una conexión con el uso de la tierr. Se trataba de prados en los que las ovejas pastaban sólo unos pocos días al año y que, por lo demás, permanecían en gran medida intactos, o de zonas muy cultivadas que se fertilizaban y segaban varias veces al año. El ganado pastaba en algunas zonas durante aproximadamente un tercio del año.


También dividieron los bosques en tres categorías, desde los poco cultivados hasta los muy cultivados. La contracción de los insectos fue particularmente pronunciada en los pastizales rodeados de tierra cultivable. Allí, la biomasa de especies que no cubrían largas distancias se redujo particularmente. Posiblemente estos insectos tienen peores posibilidades si su hábitat estuviera rodeado de mucha tierra cultivable.


En los bosques, las especies que estaban desapareciendo eran principalmente las que viajaban largas distancias. "Todavía tenemos que averiguar si más especies móviles del bosque entran en mayor contacto con la agricultura durante su migración o si las causas también están relacionadas con las condiciones de vida en los bosques", dijo Martin Gossner, otro investigador del TUM involucrado.


¿Qué hacer?


La Ministra Federal de Medio Ambiente, Svenja Schulze (SPD), expresó su alarma a la Agencia de Prensa Alemana: El estudio demuestra una vez más la gravedad de la situación, reconoció. "La forma en que se utilizan los insectos en la agricultura desempeña un papel decisivo para determinar si pueden sobrevivir en su entorno", dijo.


El autor Seibold enfatizó que no bastaba con mantener áreas individuales y retiros para combatir el declive de los insectos. "Para detener el declive, necesitamos [...] una mayor coordinación a nivel regional y nacional", dijo.


"El estudio nos muestra que la agricultura debe ser parte de la solución", argumentó Joachim Rukwied, presidente de la Asociación de Agricultores. "Casi ningún otro sector depende tanto de la polinización de abejas e insectos como nosotros." Añadió que la Asociación de Agricultores estaba apoyando la "conservación cooperativa de la naturaleza". A modo de ejemplo, dio una iniciativa para devolver a la naturaleza algunas áreas cultivables: "Este año[voluntariamente] creamos franjas de flores en todo el país como hábitat de insectos con una longitud de más de 230.000 kilómetros, una franja de cinco metros de ancho que se extiende casi seis veces en todo el mundo".


Sin embargo, los defensores de la naturaleza piden sobre todo que se prohíban los insecticidas, como los neonicotinoides, que Francia ya ha prohibido, o el herbicida glifosato. El glifosato ha sido criticado por dañar la biodiversidad. Mientras tanto, los expertos están debatiendo si tales prohibiciones son realmente efectivas. También existe el peligro de que, tras una prohibición, los agricultores recurran a otros plaguicidas que no son menos peligrosos.


#plaguicidas #insectos #desaparicion #pesticidas #usodelatierra



Para contacto o sugerencias pueden comunicarse a crisisclimaticayecologica@gmail.com

Encontranos en las redes sociales de Climaterra

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram